Se conocerá el veredicto del juicio por el asalto a Darío Husain

El conocido futbolista fue raptado en la puerta de su casa pero el "Turquito" finalmente se escapó.

Edición Impresa: lunes, 11 de febrero de 2008
Se conocerá el veredicto del juicio por el asalto a Darío Husain

Husain tuvo que declarar.

Buenos Aires. El Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 3, de La Matanza, dará a conocer hoy el veredicto del juicio que se sigue a un hombre acusado de capturar y asaltar al jugador de fútbol Darío Husain, hecho que ocurrió en el 2003 en la localidad bonaerense de Villa Luzuriaga.

Fuentes judiciales informaron que los jueces Liliana Logroño, Jorge Van Staden y Diana Volpicina difundirán el fallo a las 9 en los tribunales ubicados en Mendoza 2417, de San Justo.

El único imputado es Mauro Arenales, para quien el fiscal Sergio Antín pidió una pena de 12 años y 5 meses de prisión por considerarlo autor de los delitos de robo calificado por el uso de arma, cuya aptitud para el disparo no fue comprobada, y privación ilegítima de la libertad.

Darío Husain, ex delantero de River Plate y Vélez Sársfield, fue capturado el 2 de julio de 2003 en la puerta de su casa de Villa Luzuriaga por tres delincuentes armados que lo sorprendieron a bordo de su camioneta Toyota Hilux.

La actuación policial

El hecho fue visto por la esposa de Husain, quien dio aviso a la Policía antes de que -diez minutos después- su marido, a instancia de sus captores, llamara para pedirle que no hiciera la denuncia.

El vehículo del jugador fue visto por un patrullero y se inició una persecución con varios móviles hasta la localidad de Morón, donde la camioneta se detuvo, uno de los delincuentes escapó corriendo y los otros dos descendieron con Husain encañonado.

El "Turquito" aprovechó una distracción de los ladrones y escapó corriendo, mientras que la Policía persiguió al dúo de ladrones, pero sólo logró detener a uno.

El futbolista, que actualmente juega en el deportivo Pereira de Colombia, siempre sostuvo que los ladrones lo reconocieron, pero que nunca le quedó claro si la intención de la banda era llevárselo para un secuestro extorsivo.

Durante la primera jornada del juicio, el jugador relató cómo fue el asalto, pero no pudo reconocer al imputado como uno de los delincuentes que lo capturaron porque lo tuvieron tirado en el piso de la camioneta con la cabeza tapada. (Télam)
Más notas de esta sección
Copyright 2010 Los Andes | Todos los derechos reservados